Insólito: un joven se “adueñó” por unas horas del dominio de Google en Argentina por $540

Este miércoles por la noche un hecho increíble copó búsquedas y redes en el país: la página de Google Argentina se cayó durante unos cuantos minutos, aparentemente porque se habría vencido el dominio de la misma, y en el registro oficial de sitios web del país apareció el nombre de un joven argentino que aseguraba haber comprado la titularidad de la URL de forma legal.

“Vi el nombre de google.com.ar disponible y lo compré, legalmente como corresponde”, reveló el protagonista de la historia, de nombre Nicolás David Kuroña y cuenta de Twitter @Argentop, desde donde contó cómo y por qué hizo lo que hizo.

Pasadas las 22.30, la página del buscador más popular del mundo no funcionaba y en redes sociales se viralizó la falla que presentó el sitio de Google en el país. “No se puede acceder a este sitio web”, era la leyenda que figuraba al intentar ingresar y que habitualmente ocurre con páginas caídas o falta de conectividad local.

Allí fue que comenzó a circular la versión de que la propiedad del dominio se había vencido. Se viralizó una captura de pantalla de un usuario que buscó google.ar en el sitio Nic Argentina, ente oficial responsable en el país del registro y administración de los dominios .ar, y allí se encontró con la sorpresa: “¡Ufa! El dominio no está disponible”. Había dejado de figurar la razón social de la compañía, reemplazada con los datos del “nuevo dueño”: Kuroña.

Según dijo Kuroña en sus redes, fue una oportunidad. “Se venció el dominio, estaba disponible para comprarlo !! es todo legal !”, aseguró como si se tratara de una oferta de esas semanas típicas de venta on line con supuestas rebajas.

Su nombre se volvió viral junto a cientos de memes que ironizaban sobre su “hazaña”. Ante cientos de preguntas que recibió por el hecho, Kuroña respondió que pudo comprar la URL de Google Argentina porque “se venció el dominio”.

QUÉ PASÓ

Los derechos de uso de los dominios de URL argentinas vencen en un período de vencimiento establecido al momento de su adquisición. Cuando caduca el plazo, Nic Argentina ofrece a su propietario la renovación. Si no acepta, lo pone a disposición por lo que cualquier persona o empresa puede adquirirlo. Es lo que ocurre cuando los usuarios quieren entrar a una página a la que hace mucho no iban, y de repente se encuentran con un contenido que nada tiene que ver con el que buscaban. Los aranceles para acceder a un dominio “.ar” van desde 540 pesos por su alta, renovación o transferencia, hasta $4.000 para la disputa del mismo.

Sin embargo, hay dudas acerca de qué ocurrió, pero lo concreto es que cerca de medianoche, Nic.ar le devolvió la titularidad del dominio a Google Inc, pero la página permanecía caída.

Una captura de pantalla que circuló de la web nic.ar indicaba que el dominio expirará recién el próximo 8 de julio. La cuenta @DominiosAR afirmó que google.com.ar “no estaba vencido ni caducó”. Ratificó que “vencía en julio”, por lo que consideró que “alguien lo transfirió o pasó algo raro”.

El sitio Nic Argentina también estuvo caído durante varios minutos hasta entrada la madrugada de este jueves. Una vez que volvió a funcionar, al buscar por el dominio de google.ar, figura que la empresa era la dueña del dominio, cuya fecha de caducidad es el 1 de noviembre de 2021.

Esta madrugada desde la compañía se limitaron a decir que se solucionó el inconveniente pero no ofrecieron más detalles al respecto. “El problema que afectaba el acceso a google.com.ar ya fue resuelto. Lamentamos los inconvenientes que esta situación pudiera haber generado y seguimos investigando las causas”, dijo un vocero de Google Argentina.

Si bien no está clara si hubo falla en la web de los registros ni si es verdaramente cierto lo que dijo el joven argentino, el término técnico sobre este tipo de maniobras se llama “Cybersquatting” en inglés, lo que en español sería “Ciberocupación”. Tras casi una hora de confusión, Google recuperó la propiedad del dominio.

Fuente: LasHerasNoticias.com

Entradas relacionadas

Deja tu comentario