COLUMNA DE OPINIÓN: ASUNCIÓN DE LACUNZA, ¿QUÉ MARGEN DE ACCIÓN TIENE EL NUEVO MINISTRO?

Nicolás Dujovne / Hernán Lacunza

Tras la estrepitosa devaluación de la semana pasada, la cual puso punto final a la  gestión de Nicolás Dujovne en el ministerio de hacienda, Hernán Lacunza asume el cargo en un contexto de incertidumbre tanto en términos políticos cómo económico. La asunción del extitular del ministerio de economía de la provincia de Buenos Aires busca dar oxígeno a un convulsionado panorama para la gestión M.

Después de la escalada de la cotización del dólar qué pasó de un valor en torno a los $45 a perforar la  barrera de los $60 la semana pasada como consecuencia de la derrota por 15 puntos en las PASO, el gobierno busca un aire de recambio en el área económica.

Analizando el discurso del flamante  funcionario, parece qué le han encomendado la tarea de mantener estable el tipo de cambio, lo cual “el mejor equipo económico de los últimos 50 años” no pudo conseguir, desde 2016 a la fecha el peso se desvalorizó alrededor del 400%, el dólar rondaba los $15 hoy  toca los $60. Teniendo eso en cuenta, los malos resultados logrados hasta aquí y la crisis política que atraviesa el gobierno, puede inferirse qué es muy poco lo que Lacunza puede hacer.

Tampoco sería justo descargar las tintas contra Dujovne, en Argentina es muy fácil hacer leña del árbol caído pero la ineptitud de este gobierno en materia macroeconómica no se reduce a una sola persona… un abogado defensor de Dujovne podría exponer el siguiente argumento “Dujovne redujo a cero el déficit fiscal, lo cual en un país con un nivel de deuda cómo el qué tiene Argentina era algo necesario”.

En consonancia con lo expuesto por Lacunza, el presidente del banco central Guido Sandrelis, anunció que la entidad encargada de controlar la política monetaria afirmó que el BCRA continuará tratando de reducir la base monetaria, (cantidad de pesos en circulación)  para lo cual seguirá utilizando los instrumentos qué viene empleando hasta ahora, principalmente la tasa de interés, lo que perjudica al sector productivo. Otra definición interesante de Sandrelis fue que dio a entender que está dispuesto a utilizar reservas para sostener el tipo de cambio, lo cual genera suspicacias en el plano político.

Este es el contexto en el cual se da la asunción de Hernán Lacunza en el ministerio de hacienda, es una muestra más de que el gobierno en materia económica está jugando sus últimas cartas, pues sabe que independientemente de los nombres… su  suerte está echada.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *